Probióticos: Un método comprobado para mejorar la salud

 

Siempre pensamos en las bacterias como organismos malos que causan enfermedades, pero nuestro cuerpo está lleno de bacterias y aún así no siempre estamos enfermos. No todas estas bacterias son “malas”, de hecho, una persona promedio en salud, tiene más bacterias “buenas” que malas en el organismo.

 

Los probióticos son bacterias vivas y levaduras que asisten al cuerpo con la salud. Han sido estudiados especialmente por sus beneficios sobre el sistema digestivo y se consideran las bacterias “buenas” en nuestro organismo.


Pero los probióticos no son sólo buenos para el sistema digestivo, estudios demuestran que son buenos para el sistema inmunológico y que también combaten la inflamación, alergias y otros problemas[1]. Veamos a continuación cuál es la función de los probióticos y cuáles son sus beneficios.

Los probióticos se encuentran naturalmente en el cuerpo. Viven en nuestros intestinos y son el 80% de nuestro sistema inmunológico. También se pueden encontrar en algunos alimentos y suplementos.

 

Funciones vitales y beneficios de los probióticos

Las bacterias que viven en nuestros intestinos tienen una serie de funciones muy importantes para nuestra salud, incluyendo:


  • Ayudar a digerir proteínas como la caseína y el gluten.

  • Antagonizan un amplio rango de bacterias patógenas (como: E. coli, rotavirus y C. diff).

  • Soportan la microflora intestinal durante una terapia de antibióticos.

  • Reducen las concentraciones intestinales de enzimas cancerígenas.

  • Mejoran favorablemente la inmunidad innata y adquirida.

  • Inhiben la producción de citoquinas (células que regulan el mecanismo de inflamación) pro-inflamatorias.

  • Contienen propiedades antimicrobianas.

  • Mejoran la absorción de los alimento y ayudan con la digestión.

  • Apoya una microflora normal en las personas con síndrome de intestino irritable.

  • Combate la diarrea en niños y reduce los síntomas en adultos.

  • Contribuyen a una microflora vaginal saludable.

  • Mantienen las bacterias “malas” bajo control.

  • Ayudan con el metabolismo y la descomposición de toxinas.

  • Trabajan en la producción de vitamina K y vitaminas B.

  • Entrenan al sistema inmune a diferenciar entra patógenos y antígenos no perjudiciales y a responder adecuadamente. Esta función nos ayuda a combatir las alergias.

  • Reduce daño al ADN y la formación la lesiones premaligna mediante la protección contra agentes carcinógenos.

  • Apoya niveles normales de colesterol y reduce la oxidación del colesterol “malo” (LDL o lipoproteínas de baja densidad).

Con todos los alimentos que carecen de nutrición y enzimas, y todas las sustancias tóxicas que consumimos día a día ya sea por la boca, piel o nariz, es más importante que nunca tener un balance ideal entre bacterias “buenas” y “malas” en los intestinos. Los probióticos pueden ayudar a cumplir esta meta.

En mi lista personal de suplementos, los probióticos, definitivamente están cerca del tope. Son extremadamente efectivos contra las infecciones recurrentes, que es algo de lo que la gran mayoría de personas sufren en el presente.

Beneficios de los probióticos y atletas de resistencia

En un estudio publicado en el British Journal of Sports Medicine en el 2010[3], se confirmó la función de los probióticos en aumentar la función inmunológica del cuerpo. En ese estudio, los suplementos probióticos fueron capaces de reducir significativamente el número y la duración de las infecciones sufridas por los corredores de larga distancia.

Los sujetos que tomaron los probióticos, reportaron la mitad de los días (30 días) con síntomas de problemas respiratorios, en comparación con el grupo placebo (72 días). La severidad de la enfermedad también era menor para los episodios ocurridos durante el período de tratamiento con probióticos.

Fuentes naturales de probióticos

La mejor fuente de probióticos es la que sin duda alguna, es 100% natural y esto se puede conseguir consumiendo alimentos fermentados. Algunos de estos alimentos son: kefir, chucrut, microalgas, sopa de miso, tempeh, kimchi, chocolate oscuro y kombucha.

Si los alimentos fermentados no están disponibles, entonces un suplemento de probióticos de alta calidad es el mejor substituto. Aunque muchos suplementos son efectivos, incluso si son de baja calidad, esto no es siempre cierto para los probióticos. Para los resultados deseados, es necesario una muy buena calidad y tomarlos por un período prolongado de tiempo, en conjunto con prebióticos para que puedan colonizar tu estómago. Si el ambiente no es el adecuado (un exceso de bacterias “malas”) entonces las bacterias beneficiosas en los suplementos y alimentos, no van a ser más que un alivio momentáneo.

Una alimentación adecuada, ejercicios, luz solar, earthing y otros cambios saludables, pueden ayudar a mejorar el “terreno” en tus intestinos para que los probióticos puedan hacer mejor su trabajo.

http://www.saludcasera.com/salud-casera/beneficiones-funciones-vitales-probioticos/

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS