Método de Andreas Moritz para la limpieza del hígado

 

Hay muchos métodos de limpieza de hígado que se pueden elegir, e incluso el más simple ha demostrado tener éxito. El principio básico de la limpieza del hígado es siempre el mismo; no comer alimentos grasos al menos durante la mayor parte del día, y posteriormente beber de media a dos tazas de aceite de oliva o de cualquier aceite sin refinar. El aumento de aceite en los intestinos provoca una reacción explosiva de la vesícula biliar.

La vesícula biliar expulsa la bilis almacenada con fuerza arrastrando también a las piedras. Si la fuerza es lo suficientemente grande, también arrastra las piedras en los conductos intrahepáticos del hígado.

Uno de los métodos más populares de limpieza del hígado es el de Andreas Moritz

La limpieza del hígado requiere de seis días de preparación, seguido de 16-20 horas de limpieza real. Durante la limpieza, se debe evitar tomar medicamentos que no sean estrictamente necesarios. Es importante no sobrecargar al hígado con cualquier otro trabajo extra que pueda interferir con el esfuerzo de limpieza.

Beber al menos 1 litro de zumo de manzana diario durante seis días. El ácido málico del zumo de manzana suaviza los cálculos biliares y hace que el paso a través de los conductos biliares se haga más fácil. El zumo de manzana tiene un efecto limpiador. Durante los primeros días, algunas personas sensibles pueden experimentar hinchazón y en ocasiones diarrea de beber tal cantidad de zumo. Si esto resulta incómodo, se puede diluir el zumo de manzana con agua. Beber con el estómago vacío y dos horas después de comer.

Durante los primeros cinco días de preparación, evitar tomar alimentos o bebidas frías o refrigeradas; al enfriar el hígado se reduce la eficacia de la limpieza. Todos los alimentos o bebidas deben estar relativamente calientes o al menos a temperatura ambiente. Evitar comer en exceso.

Unos días antes, idealmente en el sexto día de preparación, se recomienda hacer la limpieza de colon. Ayudará a minimizar cualquier incomodidad o nausea que pueda surgir durante el proceso de limpieza y eliminará con rapidez los cálculos biliares.

En el sexto día continuar bebiendo el zumo de manzana. Si se siente hambre por la mañana, tomar un desayuno ligero, como fruta o cereales calientes. La avena es una elección ideal. Para la comida tomar vegetales cocidos o al vapor con arroz.

Después de las 14:00 h, no comer ni beber nada excepto agua. De lo contrario no se podrán expulsar las piedras. Seguir el horario descrito a continuación para obtener el máximo beneficio de la limpieza.

16 limpieza hepatica 2

Por la noche en el sexto día:

A las 18:00h: Agregar cuatro cucharadas de sales de Epsom (sulfato de magnesio) a una jarra con 600ml (3 tazas) de agua filtrada. Repartir esta cantidad en cuatro tomas y tomar la primera. Para mejorar el sabor, se puede agregar un poco de limón. Una de las principales acciones de la sal de Epsom es dilatar (ensanchar) los conductos biliares, por lo que las piedras pueden pasar más fácilmente. También limpia los residuos que pueden obstruir la liberación de las piedras.

El autor afirma que la sal de Epsom no tiene efectos secundarios dañinos. Sin embargo, es importante saber que se han reportado serios riesgos para la salud por el consumo interno de la sal de Epsom. Algunas personas tienen una reacción alérgica muy fuerte a esta sal. Los posibles efectos secundarios del Epsom son ronchas, dificultad para respirar e hinchazón de cara, labios, lengua, o garganta. En estos casos, es necesario buscar atención médica de inmediato. Por este motivo, se puede hacer la limpieza sin Epsom o substituirla por Sole

16 limpieza hepatica 1

A las 20:00h: Beber la segunda toma de sales de Epsom.

A las 21:30h: Si todavía no se ha conseguido hacer de  cuerpo y no se ha realizado una limpieza de colon dentro de las 24 horas, hacer un enema de agua, que ayudará a hacer de cuerpo.

A las 21:45h: Exprimir ¾ vaso de zumo de pomelo/toronja y retirar la pulpa. Verter el zumo y ½ vaso de aceite de oliva prensado en frío en un tarro de medio litro. Cerrar el frasco y agitar hasta que la solución sea acuosa. Otra opción es mezclar 120ml de zumo de pomelo con 120ml de aceite. La mezcla es ideal beberla a las 22:00 h, pero si hay necesidad de ir al baño, se puede retrasar este paso unos 10 minutos.

A las 22:00h: Permanecer de pie al lado de la cama, sin sentarse, y beber la mezcla. No tomar más de 5 minutos beberla. Sólo las personas mayores o débiles pueden tomarse algo más de tiempo.

A las 22:05h: ¡ACOSTARSE sobre la cama de inmediato! Esto es esencial para ayudar a liberar los cálculos en la vesícula. Apagar las luces y adquirir una postura boca arriba reposando la cabeza sobre 1-2 almohadas. La cabeza debe encontrarse más alta que el abdomen. Si esto resulta incómodo, acostarse sobre el lado derecho con las rodillas flexionadas hacia la cabeza. Permanecer inmóvil durante al menos 20 minutos y tratar de no hablar. Poner la atención en el hígado. Se puede sentir como las piedras se trasladan a lo largo de los conductos biliares como canicas. Si es posible, tratar de dormir. Si se tiene la necesidad de hacer de cuerpo en cualquier momento durante la noche, hacerlo.

Comprobar que haya pequeños cálculos biliares flotando en el inodoro. Tienen apariencia como guisantes de color verde o marrón claro. Durante la noche y/o en horas de madrugada, se puede sentir náuseas. Esto se debe principalmente a un flujo fuerte y repentino de cálculos biliares y toxinas procedentes del hígado y la vesícula, empujando la mezcla de aceite hacia el estómago. Las náuseas pasarán a medida que la mañana avance.

La mañana siguiente se puede esperar a tener diarrea.


06:00-06:30h: Despertarse sobre esta hora, pero no antes de las 06:00h, beber la tercera toma de sales de Epsom. Si se siente mucha sed, se puede beber un vaso de agua tibia antes de tomar las sales. Descansar, leer o meditar. Si se tiene mucho sueño, se puede volver a la cama, aunque lo mejor es que el cuerpo permanezca en posición vertical.

08:00-08:30h: Beber la cuarta y última toma de sales de Epsom.

10:00-10:30h: Se puede beber un zumo crudo de fruta. Media hora después, comer una o dos piezas de fruta. Una hora más tarde, se pueden comer alimentos ligeros. Por la tarde o a la mañana siguiente, se debería de volver a la normalidad y sentir los primeros síntomas de mejoría. Seguir comiendo alimentos ligeros durante los días siguientes. 

Para prevenir enfermedades, es necesario eliminar todas las piedras. Esto puede requerir un mínimo de seis limpiezas que se pueden realizar en dos o tres semanas cada una, o en intervalos de un mes. No hacer limpiezas con mayor frecuencia. Se necesitara liberar un total de 2.000 piedras antes de que el hígado esté lo suficientemente limpio como para librarse de las alergias, bursitis, o el dolor superior de la espalda de forma permanente. 

La limpieza hepática es un timo y su inventor Andreas Moritz un peligro

Le tenía yo ganas al Andreas Moritz, pero lo iba dejando, dejando... hasta hoy. Este sujeto se ha hecho famoso

por inventarse "

La limpieza hepática y de la vesícula

", una especie de tratamiento que, según él, te deja estos órganos como los chorros del oro, haciéndote expulsar los cálculos biliares que en ellos tenías (aunque no lo supieras). Se ha forrado vendiendo el libro en el que explica esta estafa y tiene numerosos seguidores por internet.

El método se basa en estar una semanita bebiendo mucho zumo de manzana y comiendo limpito y vegetariano, y después, pasarse un par de días entre lavativas, tomando sales de magnesio, aceite de oliva y zumo de pomelo o de limón. Un asco, vamos. El caso es que debes expulsar bolas verdes como por un tubo, piedras de todos los tamaños, que son cálculos biliares, según Moritz y sus fieles seguidores.

Para situarnos, es importante hacernos una idea de quien es este tipo. Aunque se hace llamar doctor, de médico no tiene nada. Su único título de médico intuitivo se lo ha dado él mismo. Dice que es iridiólogo, que practica medicina vibracional, ayurvédica y shiatsu. Vamos, que ha dedicado a viajar por oriente y a adoptar los exóticos nombres que por un lado y otro encontraba. Por otro lado, este figura afirma que el cáncer no es una enfermedad y e incluso recomienda evitar la quimioterapia. También, según él,  el mayor descubrimiento médico de todos los tiempos y que más vidas ha salvado, la vacuna, también es mortal y malísimo. Y, para redondearlo todo,  piensa que el SIDA es un timo. Vamos, que se apunta a todas las conspiranoias médicas y ordeña a enfermos de todo tipo, sin escrúpulos, porque tiene solución para todos los males que nos aquejan. Ya sea con el arte Ener-chi, (pinturas y cuadros que curan al mirarlos, supongo que pintados por él), con la luz solar, con ionizadores, bandas energéticas o con otros métodos de lo mas espirituales (que puedes conocer comprando sus numerosos libros), lo cura todo, incluida la diabetes y las enfermedades cardiovasculares. Lo que no entiendo es como todavía no le han dado el premio Nobel...

Para que nos hagamos una idea de su calaña, esto escribe en su web sobre su mayor invento hasta la fecha, el Ener-chi Art (el único método que ha debido encontrar para vender sus cuadros): "consiste en una serie de pinturas al óleo con rayos de luz codificada que restaura al instante el flujo de energía vital (Chi) en los órganos y sistemas del cuerpo".

En fin, centrémonos en el tema que da título al post, la popular limpieza hepática:

 

  • Los cálculos biliares de verdad están producidos por colesterol (no tiene nada que ver con el de la sangre) o por exceso de pigmento biliar. Tal y como se publicó en The Lancet, una de las más prestigiosas revistas científicas del mundo,  las piedras verdes que expulsan los que siguen esta tortura absurda no tienen ni colesterol ni bilirrubina, así que no son cálculos biliares. El 75% de su composición son ácidos grasos. Los que realmente tenían cálculos, los siguen teniendo tras la supuesta "limpieza".
  • Si mezclamos ácido oleico (presente en el aceite de oliva) con zumo de limón y añadimos hidróxido potásico, se producen unas bolas sólidas. En este caso está ocurriendo un proceso parecido, creándose piedras en el intestino (así que lo del hígado y la vesícula, pura fantasía) como consecuencia de la alimentación ridícula y extrema que estamos llevando. Como explican en The Lancet: "(...) estas piedras verdes son resultado de la acción de las lipasas gástricas en los triacilgliceroles sencillos y mixtos que componen el aceite de oliva, produciendo ácidos carboxílicos de cadena larga (principalmente ácido oleico). A este proceso le sigue la saponificación en grandes micelas insolubles de carboxilatos de potasio (el jugo de limón contiene una alta concentración de potasio), creando "piedras de jabón". 
  • No presenta ni una sola evidencia que demuestre que la limpieza hepática funciona. Bastaría con una ecografía antes y otra después de la limpieza (eso sí, con algún testigo fiable) de cualquiera de sus numerosos seguidores, mostrando la desaparición de las piedras. Supongo que convencería a los miles de médicos especialistas que no se creen una mierda de toda esta estupidez y la consideran tan absurda que ni la tienen en cuenta en sus chistes. Además, publicarían su método en todas las revistas médicas importantes. Y se haría multimillonario, ofreciendo el método a hospitales que gastan muchísimo dinero en otras soluciones. Entonces, ¿por qué no lo hace? 
  • Para aquellos que dicen que después del tratamiento se han quedado bien: Tras de una semanita comiendo limpio y un par de días de tortura, asco, diarreas e incomodidad, ¿quién no se siente fenomenal cuando todo termina?
  • Este señor, además de un estafador, es muy peligroso. No hay otro nombre para lo que hace y ni para lo que es. 

Para terminar, una pregunta que suelo hacer siempre que hablo de chaladuras como esta. ¿Ha habido, en los últimos diez, veinte o treinta años, algún remedio o producto milagroso, no aceptado por la medicina oficial, que haya demostrado su excepcional eficacia y que haya revolucionado un tratamiento? NO, NUNCA.  ¿Realmente crees que este puede ser el primero, considerando que cada día que pasa es menos probable que ocurra, ya que la ciencia sabe cada vez más de casi todo? ¿Y piensas que miles y miles de especialistas y millones de médicos especialistas de todo el mundo se han puesto de acuerdo para dar la espalda a este increíble método y creer sólo en la cirugía o la litroticia?

 

http://elcentinel.blogspot.it/2011/05/la-limpieza-hepatica-es-un-timo-y.html

http://www.natturalia.com/blog/metodo-de-andreas-moritz-para-la-limpieza-del-higado

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

ÚLTIMAS ENTRADAS DE BLOG

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS