¿Por qué es beneficioso reducir los carbohidratos de tu dieta?

 

En la foto Plato de pasta (rico en hidratos de carbono).  

Baja los niveles de colesterol, reduce el riesgo de padecer varios tipos de cáncer y de sufrir enfermedades cardíacas. Son muchas las personas que han decidido reducir la cantidad de glúcidos (cereales, azúcares, féculas y frutas con un elevado contenido de fructosa, entre otros) o incluso eliminarlos de su dieta, motivados por los numerosos estudios que aseguran que aporta numerosos beneficios a la salud. Bajo esta premisa, el libro 'Dieta baja en carbohidratos' (Lunwerg) de Amelia Wasiliev, propone 68 recetas que demuestran que es muy sencillo sumarse a esta nueva forma de vida.

"Seguir este régimen no exige un gran cambio de hábitos. Hoy día, la información nutricional se ha vuelto algo habitual, hasta el punto de que muchos productos, recetas o restaurantes tienen en cuenta a las personas que eligen este estilo de alimentación", afirma la escritora, que enumera sus beneficios:

Contribuye a acelerar la pérdida de peso
Ayuda a disminuir la sensación de hambre
Mantiene controlados el índice glucémico y el nivel de insulina
Reduce el riesgo de padecer varios tipos de cáncer y enfermedades cardíacas
Mejora las capacidades cognitivas
Baja los niveles de colesterol y la presión arterial, por lo que reduce los riesgos de enfermedades cardíacas

Cuando el cuerpo no tiene suficientes glúcidos para generar energía, este empieza a quemar grasas. Esta particularidad es la que con frecuencia motiva la adopción de este régimen, ya que son muchos los que experimentan una notable pérdida de peso. En cualquier caso, la autora asegura que su completa eliminación puede resultar nociva para el organismo. "Los hidratos de carbono proporcionan al cuerpo la energía necesaria para hacer funcionar los músculos y el sistema nervioso central. Se aconseja consumir entre 50 y 150 gramos al día", asegura.Con el fin de encontrar un equilibrio alimentario, la autora distingue entre glúcidos "malos" y "buenos". Entre los malos se encuentra el azúcar, las patatas, productos a base de cereales como la pasta y los hechos con maíz. La autora recomienda apostar por los glúcidos "buenos": carnes, huevos, lácteos y frutos secos.Wasiliev aporta también algunos consejos útiles para el que se decida a probar esta propuesta: "Elegir siempre productos frescos y comprobar las etiquetas de los productos que compramos para calcular la cantidad de glúcidos por el peso del producto". Otra de sus sugerencias es sustituir el azúcar por edulcorantes. "Ninguno es muy recomendable, pero si no se puede evitar, el mejor es la stevia".A continuación, destacamos dos de las 68 recetas que propone Wasiliev en su libro. Platos sencillos y equilibrados para disfrutar de las ventajas de llevar una dieta baja en glúcidos tanto en desayunos como en almuerzos, cenas y tentempiés, apostando por la carne, el marisco, el huevo y la verdura fresca: Calabaza y cerdo relleno con hierbas

Calabaza y cerdo relleno con hierbas. BEATRIZ DA COSTA

carbohidratos 2
12,30 g de glúcidos por ración.

Ingredientes: de 1 a 2 kg de lomo de cerdo en una pieza, 1 rama de apio cortada en trozos pequeños, 250 g de calabaza cortada en dados, 2 dientes de ajo cortados en láminas, 40 g de mantequilla, 25 g de nueces molidas, 15 g de perejil picado y sal.Elaboración: Precalentar el horno a 220ºC. hacer una incisión en la piel del lomo de cerdo y frotarla con sal. Mezclar el apio, la mantequilla, el perejil, el ajo y las nueces. Rellenar el lomo con esa preparación, enrollarlo y atarlo. Asarlo hasta que la piel esté crujiente. Bajar el horno a 180ºC y cocerlo durante 30 minutos. Rociar el cerdo con la grasa que vaya soltando. Añadir la calabaza, salarla y asarla otros 30 o 40 minutos. Rociar el lomo y la calabaza con su jugo. Dejarlo reposar y repartir en dos platos. Salmón colombo y piña a la plancha

Salmón colombo y piña a la plancha. BEATRIZ DA COSTA

carbohidratos 3
(10,36 g de glúcidos por ración).

Ingredientes: 2 lomos de salmón sin piel, 40 g de rúcula, 2 rodajas de piña fresca, 2 cucharadas de salsa verde, de 2 a3 cucharadas de aceite de oliva, 2 cucharadas de mezcla de especias colombo.Elaboración: En un cuenco, mezclar el aceite de oliva y las especias colombo. Repartir este adobo en dos cuencos. Colocar las rodajas de piña en el primer cuenco y los lomos de salmón en el segundo. meterlo todo en la nevera durante una hora o toda la noche. Colocar la rúcula en dos platos. En una sartén calentada a fuego medio, freír los lomos de salmón y las rodajas de piña 4 minutos por cada lado. Repartir en dos cuencos y servir con la salsa verde.

http://www.elmundo.es/vida-sana/bienestar/2018/01/14/5a56492046163f2e5d8b465e.html

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS