LA DHEA, ¿HORMONA DE LA JUVENTUD?

 

¿Qué es la DHEA?L a dehidroepiandrosterona o DHEA es una hormona esteroide, de la familia de la testosterona y del estrógeno. Es producida a partir del colesterol por las glándulas suprarrenales situadas por encima de los riñones. En los primeros años de vida, las glándulas suprarrenales producen una cantidad mínima de DHEA. Comienzan a producirse a partir de los 6 o 7 años. La producción es máxima alrededor de los 25 años, cuando la DHEA es la hormona más concentrada en la circulación.

Desde el comienzo de los 30 años, hay una disminución progresiva en la producción de DHEA y las personas de 75 años únicamente tienen en circulación el 20% de DHEA que tenían 50 años antes.

A cualquier edad los hombres tienden a presentar niveles más altos que las mujeres. La DHEA es fácilmente convertible en otras hormonas, especialmente la testosterona y la estrógena.
La DHEA es una molécula presente de modo natural en el cuerpo humano y a partir de la cual son sintetizadas las hormonas sexuales.

¿DHEA endógena o exógena?

Los numerosos estudios que se han llevado a cabo sobre la DHEA han demostrado que conseguían mantener de modo natural un nivel elevado de DHEA presentaban una vitalidad y unas funciones vitales optimizadas en relación aquellos individuos cuyo nivel se encontraba por debajo de la media. Los deportistas y aquellos que practican una actividad física parecen igualmente mantener un nivel de DHEA naturalmente más elevado que la media..

Los fumadores ven disminuir su nivel de manera significativa. Los centenarios parecen tener también un nivel de DHEA más alto que la media de manera que los individuos con una alimentación rica en fitoesteroles parecen gozar de niveles elevados de su propia hormona DHEA, pero también de sus otras hormonas.

 

En cambio, los estudios realizados sobre el aporte de DHEA aislado obtenida por síntesis química no se han revelado muy concluyentes. Han demostrado que la DHEA sólo tiene ventajas significativas sobre la circulación, el peso, la memoria, el estrés o la libido. En cambio, el "aporte" de DHEA aislado puede tener efectos secundarios que no pueden desdeñarse como la masculinización en la mujer y otras contraindicaciones.

La DHEA no basta por sí sola

La pregunta que es legítima hacerse en la actualidad sería la de saber si únicamente un aporte selectivo de la DHEA no desequilibraría el eje hormonal general en detrimento de otras cadenas hormonales sobre todo en relación con un eje muy importante de producción de la progesterona de gran importancia para el capital óseo tanto en el hombre como en la mujer.
Por tanto, se aconseja tratar de mantener su propio nivel óptimo de DHEA y de otras hormonas antes que
recurrir únicamente al efecto de la DHEA química de sustitución. Además, el enfoque global del sistema hormonal de la persona parece más racional que el enfoque minimalista mediante el aporte aislado de una sola hormona.

Cómo reactivar la producción natural a través del cuerpo 

1/ El aporte a través de la alimentación y la suplementación natural de los ácidos grasos precursores del conjunto de las hormonas DHEA y de la progesterona asociados a nutrientes catalizadores enzimáticos del hígado permite alimentar armoniosamente el conjunto de cadenas hormonales en función de las necesidades corporales. Todavía hace falta aportar al área de alimentación las buenas familias de los ácidos grasos (OMEGALINE®) y las plantas beneficiosas ricas para el hígado en oligoelementos y antioxidantes que intervienen en la función enzimática para facilitar su transformación natural en hormonas. Ésta es la función en la que pueden contribuir los suplementos alimenticios ANDROLÍSTICA®
para el hombre y MENOLÍSTICA® para la mujer.
Por lo tanto, nos parece preferible ya que es posible aportar al organismo a partir de los precursores lipídicos esterólicos esta materia prima nutritiva que le permitirá producir sus propias hormonas en función de sus propias necesidades.
La eficacia en este sentido de diversos fitoesteroles ha sido claramente demostrada en numerosos estudios y sin efectos secundarios.


2/ Finalmente, hace falta asegurar el buen funcionamiento del eje hipotálamo-hipófisis que representa el centro de accionamiento hormonal para que el cuerpo siga produciendo su propia DHEA y las otras hormonas que intervienen en la juventud del organismo.
Mientras el hipotálamo se halla sometido a ruda prueba bajo el efecto del estrés por diversas causas, los oligoelementos mensajeros específicos han demostrado que contribuían a mantener el equilibrio de este centro de accionamiento hormonal y sobre todo el complejo Cobre-Zinc (adaptación hipofisogonádica).

En conclusión, nuestro cuerpo dispone de recursos necesarios para su buen funcionamiento, pero hace falta aportarle a lo largo de la vida y sobre todo a medida que avanza en edad los alimentos y los suplementos alimenticios que le permitirán atravesar los diferentes períodos sin dificultades y de permanecer joven el mayor tiempo posible.

http://www.holistica.fr/his_es/dhea.htm

Contenido Relacionado

Suscríbase a nuestro Boletín

Busqueda en Creadess

Nota de Creadess

"Ten presente que no busco tu aprobaciòn ni influir sobre tì, me sentirè satisfecho si a partir de ahora comienzas a investigar todo por tì mismo".....Bruce Lee

Los textos de los artìculos publicados son tomados de otras pàginas y tienen claramente indicada la fuente de origen. Nuestra intenciòn es darles una visiòn amplia y no sesgada de los hechos actuales y contribuir a mejorar su bienestar fìsico, mental y espiritual dando herramientas ùtiles y una visiòn positiva de nuestras realidades.

Los artìculos del blog son escritos por nuestros colaboradores. Somos defensores de la libre expresiòn por lo tanto no ejercemos filtros ni sesgos en los contenidos pero si aseguramos la seriedad profesional y veracidad de las personas que postean.

Sigue a Creadess

ÚLTIMAS ENTRADAS DE BLOG

Envía un mensaje o sugerencia

Nombre (*)
Entrada no válida
Correo (*)
Entrada no válida
Mensaje (*)
Entrada no válida
Entrada no válida

SIGUENOS EN FACEBOOK

SIGUENOS EN TWITTER

NUEVOS MIEMBROS